¿Hablamos? 951385615      profesionales@contalento.es     

Blog

La formación privada como línea de negocio en los servicios de consultoria

Cada vez van quedando menos, aunque todavía existen muchas entidades de formación de carácter tradicional (aquellas que lo mismo te imparten cursos de idiomas, oposiciones, formación subvencionada, cursos de informática o de marketing-ventas) que aún se resisten a no cambiar y que, más tarde o más temprano, van a ser devoradas por las variaciones de los mercados. 

 
Todo indica que el cambio que deberían seguir éstos centros de formación para evitar que esto ocurra parte de poner en marcha un conjunto de estrategias enfocadas a una mayor especialización, lo mismo que ocurre en otros sectores en nuestra sociedad. No solo porque el público se ha vuelto cada vez más exigente (demanda una formación de calidad y que además tenga una aplicación inmediata), sino porque la especialización les va a ayudar a no estar en un mercado tan atomizado y con tanta competencia.
 
De todas formas, las entidades privadas de formación van a ir tendiendo a desaparecer y dejaremos de verlas tal y como están concebidas a no ser que incorporen, dentro de su modelo de negocio, dos tipos de cambios: incluir un servicio de consultoría profesional y, por otro lado, ofrecer nuevos métodos formativos adaptados a las circunstancias en la que actualmente se mueve el mercado.
 
Respecto al servicio de consultoría profesional decir que es imprescindible para cualquier entidad que ofrezca servicios de formación. Imaginémonos el caso de un Director Comercial que quiera mejorar sus competencias en organización y dirección de equipos. Lo normal, es que buscase a una entidad especializada en Consultoría y Dirección Comercial que, en su día a día, trabajen con empresas prestando dicho servicio. En definitiva, profesionales que le puedan dar una respuesta rápida, directa y adaptada a su necesidades.
 
Pero además, nuestro Director Comercial apreciaría bastante si un consultor de nuestra empresa de formación, analizara sus necesidades y le ofreciera un abanico de metodologías formativas posibles, indicándole cual es la que mejor se adaptada a su perfil de cliente. Estaríamos hablando no de ofrecer formatos tradicionales (cursos presenciales, online o mixtos) sino de otra formación más práctica e intensa, como pueden ser: 
  • Talleres prácticos de corta duración o Workshops con un número limitado a 8 -10 participantes (caso de que se quiera compartir formación con otras personas diferente a mi empresa y /o que no conozca).
  • Sesiones individualizadas de formación “One to One” donde el coach intenta sacar el máximo partido a mejorar las competencias del alumno. 
Además de estas otras, especialmente pensadas para equipos de trabajo de una misma compañía o entidad: 
  • Sesiones grupales dirigidas a cohesionar y crear equipos de trabajo (mediante sesiones de Focus Theatre, Away days, Team Buldings, etc.).
  • Formación a medida en las instalaciones de la empresa adaptadas a las necesidades y tipología de empresa.

 

No queremos decir con esto, que debamos darle la espalda al e-learning en la formación (lo cierto es que desde un gran número de entidades de formación se ha hecho un uso indebido del e-learning, aunque esto es para tratarlo en otro post), sino que debemos usarlo como apoyo y soporte en cualquier curso que hagamos (lo mismo que hacemos con un papelógrafo, un retroproyector o un PowerPoint) al igual que debemos de aprovecharnos de otras tecnologías y desarrollos creados para móviles, Tablet Pcs, etc.
 
La conclusión con la que se cierra este primer post es con la reflexión siguiente. Las empresas que van a asumir más fácilmente el mercado de la formación van a ser, sin duda alguna, las consultoras privadas especializadas que trabajen con PYMES, aunque, para ello, tendrán que crear una nueva línea de negocio para realizar así un buen servicio y contar con personal especializado en gestión de formación.
 
Todo esto a no ser que, las empresas de formación, comiencen a prestar algún servicio especializado en consultoría, dejen de pensar tanto en formación subvencionada y se conviertan. Aunque conozco a más de una que esto les va a costar tela.

 

Share with friends   

Comments 0

Deja un comentario